La felicidad no como destino, sino como una elección que hacemos cada día (Wirestock / Freepik)


  • Ana Soto, Coach CRevolucionaria  | Torrejón de Ardoz

¿Qué es para ti “ser feliz”? ¿Cuáles son los ingredientes básicos de la felicidad para ti? ¿Qué tiene que ocurrir en tu vida para que tú seas feliz?

Puedes observar que mis preguntas iban dirigidas específicamente a ti, no te he preguntado por el significado de la felicidad, sino por lo que significa particularmente para ti, porque la felicidad es un concepto abstracto que cada uno de nosotros define de una manera muy distinta. Y no sólo es distinta para cada uno de nosotros, sino que también es distinta para uno mismo en las diferentes etapas de la vida.

¿Lo que ahora te hace feliz es lo mismo que te hacía feliz hace 10, 20 años? ¿Crees que será lo mismo de aquí a 10 o 20 años?

Confío en que hayas dado respuesta a las preguntas que te planteaba al inicio de este escrito, porque ese es el primer paso para conseguir ser feliz.

Decía Séneca: “Ningún viento es favorable para quien no sabe a dónde va”. Y esto mismo se aplica a la búsqueda de la felicidad. Si no defines qué es para ti la felicidad, ¿cómo vas a llegar a ella? Si no sabes cuál es tu destino, ¿hacia dónde orientas tus pasos?

Y, sin embargo, te invito a que pienses en la felicidad no como en un destino, sino en una elección que hacemos a cada día, en cada circunstancia.

Piensa en cuáles son tus sueños, tus metas, tus objetivos, tus proyectos. Ese sería el destino que anhelas, y la felicidad sería la manera en la que deseas sentirte, al alcanzarlo, en tanto lo alcanzas o incluso si los planes cambian y llegas a otro lugar.

Según lo que quieras obtener, así tendrás que hacer, pero sobre todo, si quieres ser feliz, elige cómo vivir, desde tu responsabilidad, ¿quién quieres ser para ser feliz?

Algunas pautas para ser feliz

1/ Rodéate de personas felices y déjate contagiar.
Una persona feliz es una fuente de inspiración, irradia felicidad y contribuye a la felicidad de los demás.

2/ ¡Olvídate de los pensamientos que te alejan de la felicidad!: “que si no existe”, “que si es muy efímera”, “que si nunca se es 100% feliz”. Porque la felicidad es tu elección y a ser feliz, se aprende. Y para ser feliz, se entrena.

3/ Entrena tus habilidades socioemocionales.
Aunque seamos arquitectos de nuestro destino, no siempre podemos elegir las circunstancias que nos tocan vivir. Eso sí, tu elijes cómo interpretar y cómo responder a lo que sucede en tu vida. Podemos entrenar la gestión de nuestras emociones, desarrollar habilidades para percibir las emociones ajenas, mejorar nuestra comunicación, prevenir o resolver conflictos y generar relaciones más equilibradas, fructíferas y satisfactorias.

4/ Entrena tu mente.
La felicidad no se trata de que todo sea perfecto, sino de ser capaces de ver por encima de las imperfecciones. Podemos entrenarnos para tomar perspectiva en la vida y ver otras realidades más allá de la que se nos presente a primera vista. Y podemos entrenar el pensamiento positivo, el lenguaje constructivo y elegir los pensamientos que nos empoderan, que nos ayudan a avanzar, a conseguir retos desde la confianza, no ciega, sino bien entrenada.

5/ Incorpora nuevos hábitos en tu vida.
A cada persona pueden resultarle beneficiosos diferentes prácticas. ¡Prueba y elige cuáles aportan valor a tu vida!: madrugar, ejercicio físico, meditación, mindfulness, yoga, gestionar las expectativas, evitar los juicios o las comparaciones, aceptar a las personas como son, practicar la compasión, alimentar las relaciones constructivas y la colaboración, fluir…

6/ Elige felicidad.
Cuando todo va bien, y cuando todo va mal, también.

Si quieres más información en torno al desarrollo personal, o consultar sobre cómo avanzar desde tu situación actual, ¡consúltame sin compromiso!

Ana Soto – Coach CRevolucionaria
Teléfono: 677 268 992
ana@crevolucion.com

¿Nos sigues ya en Twitter?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *